Negociación en operador portuario de Buenaventura (Valle)

0
1086

Los trabajadores aseguran que mientras sus patronos muestran un buen ambiente de negociación, por otro lado amedrentan a los sindicalizados para que se desafilien

Grua Portico en Buenaventura pag 7(2)
Grúa pórtico en el puerto de Buenaventura.

La empresa colombiana OPP Graneles se encarga de descargar, almacenar y empacar para la distribución a diferentes ciudades del país, productos alimenticios importados. Es la operadora portuaria más grande e importa granos como soya, cebada y maíz, entre otros, a través del puerto de Buenaventura, en el Valle del Cauca.

Tiene alrededor de 200 trabajadores, todos contratados a término indefinido, de los cuales hay alrededor de 50 afiliados al Sindicato Nacional de Trabajadores del Transporte, SNTT, aunque en el transcurso de esta negociación varios han manifestado la intención de inscribirse.

Una parte de estos operadores tienen la responsabilidad de manejar las máquinas que descargan las motonaves, como grúas pórtico, cargadores frontales, bandas de almacenamiento en bodegas y retroexcavadoras. También hay oficios varios, auxiliares de bodega, basculeros, tarjadores, los encargados de seguridad mediante circuitos y la parte administrativa.

Los tarjadores son quienes deben saber acerca de los diferentes tipos de contenedores y sus respectivas características; la naturaleza de la carga, si es frágil, perecedera, extradimensional o peligrosa, para determinar los lugares adecuados para su almacenamiento y los requerimientos técnicos para su manipulación y movilización; también debe tener conocimientos en los tipos de documentos necesarios para el recibo, la entrega, la verificación y el registro de las mercancías dentro de las instalaciones portuarias.

Primera reunión

En el petitorio, el primero presentado, hay puntos como aumento de salarios, primas por contaminación, prima vacacional y navideña, auxilios de estudio, mejoramiento de los turnos, y garantías a los sindicalizados.

Los negociadores por parte del sindicato han reconocido una buena postura de la empresa para dialogar, pero aseguran que por otro lado amedrenta a los trabajadores para que no se afilien a SNTT: “El lunes de la semana pasada nos reunimos y fueron amigables, debatimos sobre las fechas de las negociaciones. Pero el 3 de marzo, la Gerente de Gestión Humana estuvo diciéndole a algunos compañeros que vieran la posibilidad de salirse del sindicato. De la misma manera hicieron los jefes de las diferentes áreas; le decían a los trabajadores que eran unos malagradecidos con la empresa”, explica Julio Hortúa, trabajador de OPP Graneles y negociador por el SNTT.

En la primera reunión, las partes acordaron las fechas y el lugar de las negociaciones que finalmente quedó en Cali, aunque la firma proponía Bogotá. Las negociaciones apenas comienzan.