El mundo condena el bloqueo a Cuba

0
125
Bruno Rodríguez

El pueblo de Cuba merece vivir en paz. Cada familia cubana viviría mejor sin bloqueo. EE.UU. sería un mejor país sin el bloqueo a Cuba. El mundo sería un mejor lugar, sin bloqueo, dijo el canciller cubano en el foro mundial

Alberto Acevedo

Durante treinta ocasiones consecutivas, en el escenario de la Asamblea General de las Naciones Unidas, el organismo multilateral más representativo del planeta ha condenado el criminal bloqueo económico, comercial y financiero que Estados Unidos mantiene desde hace seis décadas contra Cuba socialista. La última ocasión fue el 3 de noviembre pasado, en una histórica votación en que 185 naciones condenaron las sanciones contra la isla. Solo dos países, Israel y Estados Unidos se opusieron a la resolución y dos más, Brasil y Ucrania, se abstuvieron.

La Asamblea General acogió así el texto de la resolución Sobre la necesidad de poner fin al bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por Estados Unidos contra Cuba, que la misión diplomática de la isla había sometido a consideración del plenario. Un día antes de la votación, Argentina intervino en nombre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños, Celac, motivando la votación en favor de la condena.

En esa sesión, México lamentó que Estados Unidos preste oídos sordos a la clamorosa exigencia mundial, que sesión tras sesión, durante treinta años, la ONU ha venido demandando para que se levante el bloqueo a Cuba y se eliminen las sanciones que castigan al gobierno y al pueblo de la isla antillana.

Pronunciamiento de personalidades

En paralelo, trascendió que 18 exmandatarios latinoamericanos, entre ellos José ‘Pepe’ Mujica, Dilma Rousseff, Juan Manuel Santos y Ernesto Samper Pizano, dirigieron una carta abierta al presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, lamentando el embargo a Cuba y solicitándole que siga la política de normalización de relaciones con La Habana mantenida durante la era de Barack Obama.

Se conoció igualmente que más de 600 intelectuales, artistas y líderes políticos a nivel global, agrupados en la Red de Intelectuales, Artistas y Movimientos Sociales en Defensa de la Humanidad, se pronunciaron en contra de las sanciones a la isla e indicaron que “el bloqueo es un crimen de lesa humanidad”.

Luego de consideraciones diversas sobre la ilicitud de las sanciones, indicaron los firmantes del documento: “Por eso, por nuestro respeto a la autodeterminación nacional de Cuba, por su derecho a existir sin ser acosada durante más de sesenta años por Estados Unidos es que nos sumamos a la voluntad de la inmensa mayoría de las naciones que condenan el bloqueo y exigen el inmediato levantamiento de una práctica violatoria de la paz y la legalidad internacional y los valores humanistas proclamados en la Carta de las Naciones Unidas.”

Daño material

En relación a la afectación económica por causa del bloqueo financiero y comercial a la isla, el informe presentado por Cuba a las Naciones Unidas indica que entre agosto de 2021 y agosto de 2022 Cuba sufrió pérdidas por 3.806.5 millones de dólares. La cifra es 49 por ciento superior a la reportada entre enero y julio de 2021, un récord de apenas siete meses.

“A precios corrientes -dice el informe-, los daños acumulados durante seis décadas del bloqueo ascienden a 150.410,8 millones de dólares, con un gran peso en sectores como la salud y la educación, sumado al daño en la economía nacional y la calidad de vida de las familias cubanas.

“Solo en los 14 primeros meses del gobierno de Biden, las pérdidas ocasionadas por el bloqueo ascendieron a 6 mil 364 millones de dólares, lo que equivale a una afectación de más de 454 millones de dólares mensuales y más de 15 millones de dólares diarios”, de acuerdo con el documento.

Causa principal de las carencias

El impacto extraterritorial del bloqueo lesiona la soberanía de los países de Naciones Unidas, sanciona a sus empresarios e impide el acceso a sus puertos de los barcos de terceros que atracaron en Cuba. También impide la importación a Cuba de artículos producidos en cualquier país cuando tengan un 10 por ciento o más de componentes estadounidenses.

Por su parte el canciller cubano Bruno Rodríguez se refirió a la “arbitraria y fraudulenta” inclusión de la isla en la lista de Estados patrocinadores del terrorismo. La medida fue impuesta por el presidente Donald Trump a solo nueve días de abandonar la Casa Blanca. El mandatario Joe Biden podría corregir esa injusticia con solo una firma.

Los cubanos no atribuyen al bloqueo todas las dificultades, pero falta a la verdad quien niegue sus efectos y no reconozca que es la causa principal de las carencias que padecen las familias de la isla, apuntó el diplomático.

Mejor sin el bloqueo

El actual gobierno de Estados Unidos no tiene política propia con respecto a Cuba, sino que da continuidad a la de la presidencia anterior, si bien en los últimos meses dio pasos para ajustar algunas de ellas. Esto es positivo -dijo Bruno Rodríguez-, pero muy limitado en su alcance y no modifica la política de bloqueo.

A juicio del canciller cubano, el bloqueo continúa siendo el elemento central y define la política hacia Cuba, cuyo gobierno –aseguró-, está dispuesto a avanzar a un mejor entendimiento con el de Estados Unidos, pero sobre la base del respeto y sin menoscabo a su soberanía. En sus palabras en el plenario de la ONU, Bruno Rodríguez expresó que “el pueblo de Cuba merecer vivir en paz. Cada familia cubana viviría mejor sin bloqueo. EE.UU. sería un mejor país sin el bloqueo a Cuba. El mundo sería un mejor lugar, sin bloqueo”.