Jornada por la Dignidad de las Víctimas del Genocidio contra la UP: “Sin reparación no puede haber paz”

0
134
Día por la Dignidad de las Víctimas del genocidio de la UP.

El próximo viernes 11 de octubre en horas de la mañana se realizará una gran marcha impulsada por la Corporación Reiniciar, que saldrá desde la Torre Colpatria y concluirá en la Plaza de Bolívar de Bogotá

Día por la Dignidad de las Víctimas del genocidio de la UP.
Día por la Dignidad de las Víctimas del genocidio de la UP.

Kikyō

Del 9 al 11 de octubre próximo se llevará a cabo el VIII Encuentro Nacional por la Dignidad de las Víctimas del Genocidio de la Unión Patriótica “Sin reparación integral para las víctimas de la UP no puede haber paz”.

Durante los tres días se realizarán eventos alusivos a la petición de reparación de las víctimas, un panel de interés general, la serenata por los ausentes y la tradicional marcha que se llevará a cabo el viernes 11 de octubre en horas de la mañana, la cual empezará desde la Torre de Colpatria hasta la Plaza de Bolívar.

La Corporación Reiniciar organización que viene liderando desde hace más de 20 años la lucha contra la impunidad en el caso del genocidio contra la Unión Patriótica, considera importante la participación de la ciudadanía en general, especialmente en la marcha y en el acto público que se hará en la Plaza de Bolívar. Mucho más hoy cuando las víctimas de la Unión Patriótica esperan y exigen reparación integral y garantías, como muestra de voluntad real del Gobierno Nacional, ya que la paz exige más que discursos.

La Unión Patriótica fue una apuesta política de millones de personas que creyeron en que el país merecía algo mejor a los tradicionales partidos que solo dejaron miseria en Colombia y un claro desbalance social.

La UP fue sometida a un exterminio físico, de la que fueron víctimas dos candidatos presidenciales (Jaime Pardo Leal y Bernardo Jaramillo Ossa), ocho congresistas, 13 diputados, 70 concejales, 11 alcaldes y alrededor de seis mil de sus militantes. Muchos de los militantes tuvieron que salir al exilio, so pena de ser asesinados. Estos casos han sido registrados y documentados uno a uno por la Corporación Reiniciar.

Todas las denuncias hechas por sobrevivientes de la UP apuntan como autores del exterminio de este partido político a grupos paramilitares y miembros de las fuerzas de seguridad del Estado.

A raíz de la inoperante Justicia colombiana en este caso, la Corporación Reiniciar y la Comisión Colombiana de Juristas presentaron en 1993 la petición de condena por este genocidio ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos. Hoy las víctimas de la UP esperan que se haga justicia, después de un malogrado proceso de búsqueda de solución amistosa que concluyó debido a la negativa del gobierno colombiano.

Reiniciar impulsó la conformación de la Coordinación Nacional de Víctimas y Familiares del Genocidio contra la Unión Patriótica y 17 coordinaciones regionales en todo el país, las que participarán como lo hacen todos los años en los eventos antes mencionados.