Rechazo a los proyectos de salud y pensiones aprobaron pensionados de la Confederación de Pensionados de Colombia

Durante dos días los pensionados estuvieron estudiando la realidad del país para decidir las acciones a realizar.
Durante dos días los pensionados estuvieron estudiando la realidad del país para decidir las acciones a realizar.

Redacción laboral

Rechazar los proyectos de salud y pensiones fue una de las conclusiones a la que llegó el seminario de actualización efectuado por la Confederación de Pensionados de Colombia (CPC) en Bogotá durante los días 23 y 24 de abril.

El evento contó con la presencia de delegados de todo el país, en representación de federaciones y asociaciones, quienes en un ambiente cordial y unitario escucharon las conferencias de expertos en temas económicos y de seguridad social, que sirvieron de marco para amplios debates que se centraron en el análisis de la coyuntura política y el futuro del movimiento pensional.

Las intervenciones tuvieron en común la condena a las maniobras promovidas por el gobierno, dirigidas al debilitamiento del movimiento pensional con el fin de facilitar el desmonte de derechos de trabajadores y pensionados. Maniobras que comenzaron con la cooptación de antiguos directivos afines al gobierno en la CPC y derivaron en la creación de su propia confederación pensional de bolsillo a la que denominó CDP. Organización con la cual el gobierno pretende remplazar la presencia clasista de los pensionados de la CPC en la Comisión de Concertación Salarial y Laboral y en otras instancias en las que la Confederación históricamente ha representado a los pensionados colombianos.

Salud y pensiones

En salud, el seminario exigió la derogatoria de la ley 100 de 1993 y rechazó la reforma del gobierno por considerarla un remiendo más y otro paso en la conversión de este derecho fundamental en negocio particular. Como alternativa apoyó los proyectos de origen popular elaborados por la Alianza Nacional para la Salud (ANSA), en los que se recogen las propuestas de congresos, opiniones de profesionales de la salud y usuarios.

Por lo pronto, considerando las condiciones de edad y deterioro físico de los pensionados, el evento solicitó del gobierno nacional el establecimiento de un servicio prioritario para pensionados y adultos mayores en todas las entidades de salud y clínicas.

Con respecto a las pensiones, rechazó el proyecto del gobierno por el desconocimiento del carácter de derecho adquirido que éstas tienen y su calificación de subsidio desmontable; además, por ser un atentado contra el régimen de prima media, e imponer el de ahorro individual. Igualmente, condenó la entrega de los recursos y ahorros de trabajadores y pensionados al control del capital financiero en la ya colapsada Colpensiones.

El seminario también solicitó acabar con el interminable calvario en que se ha constituido el reconocimiento de una pensión, que en el lapso comprendido entre la liquidación del ISS y su empalme con la nueva entidad, ha acumulado una cantidad que bordea las 100 mil solicitudes de pensión, reliquidaciones y otros trámites.

Concluyó con la petición al Congreso de la República del aplazamiento de ambos proyectos hasta encontrar una salida concertada a tan sentidas necesidades. En lo referente a los incrementos anuales de las mesadas, los asistentes denunciaron que estas, en términos reales, están sometidas a la congelación perpetua, ya que al estar ligados al IPC, únicamente recuperan anualmente la pérdida de la capacidad adquisitiva, por lo que solicitaron la aplicación del principio de favorabilidad con relación a los aumentos del salario mínimo pactados en la mesa de concertación o decretados unilateralmente por el gobierno.

Igualmente, el evento aprobó una declaración que resume sus reivindicaciones y expresó su apoyo a los diálogos con la insurgencia de las FARC-EP y su esperanza de que su conclusión sea el establecimiento de caminos que conduzcan a la construcción de una Colombia en paz con justicia social.

pensionados1@hotmail.com