S.O.S.

0
493
Manuel Antonio Pequi

Catorce años de la masacre de San Pablo (Sur de Bolívar)

En un sentido homenaje y con la participación de la Alcaldía Municipal, Enraizar, la Asociación Regional de Víctimas de Crímenes de Estado en el Magdalena Medio, la Asociación Campesina del Valle del Río Cimitarra, el espacio de trabajadores y trabajadoras de derechos humanos, la corporación Credhos y el Servicio Jesuita de Refugiados – SJR, se conmemoraron los 14 años de la masacre de San Pablo en el Sur de Bolívar, cometida por paramilitares al mando de Julián Bolívar ,del Bloque Central Bolívar. Las víctimas fueron: Ramiro del Cristo Ulloa, José Daniel Ayala Avellaneda, Matías Antonio Díaz Martínez, Samuel Antonio Pardo, Olinto Fuentes Ortega, Miriam Riobo Uribe, Fabián Ramírez, Luis Alfredo Sereno Ravelo, Rubén Darío Encizo Ulloa, Claudio Liévano Moreno, Vicente Guaiteros, Reinaldo Jiménez y Ramiro Vásquez López. A la fecha no hay condenados por los hechos, aunque hay indicios de complicidad de la Policía.

Cuenta de cobro a indígena comunero

Manuel Antonio Pequi
Manuel Antonio Pequi

En días pasados la Fiscalía detuvo al líder comunero indígena Manuel Antonio Pequi, miembro del Resguardo Indígena de López Adentro y de la guardia indígena, según informó la Asociación de Cabildos Indígenas del Cauca (Acin). La detención se llevó a cabo en Santander de Quilichao, al norte del Cauca. Según las autoridades el líder indígena fue requerido por una fiscalía de Bogotá que lo investiga por los delitos de rebelión y terrorismo. Líderes del Resguardo manifiestan su indignación por esta detención ya que consideran que es una cuenta de cobro, ya que Pequi siempre ha estado al frente de las luchas por el territorio indígena.

Asesinada lideresa de Boyacá

El pasado 15 de diciembre fue asesinada Rosa Elena Bernal Pinto quien hacía parte de la Asociación Campesina de la Provincia de la Libertad. Los hechos ocurrieron en la vereda Sabaneta del Municipio de Paya (Boyacá). Rosa Elena venía denunciando las exploraciones en la zona que afectarían a una importante reserva natural como la exploración sísmica línea 3D, del Bloque Niscota que hasta hace poco llamaba la atención de la empresa francesa Total, que habría manifestado su interés de concentrar sus actividades en el desarrollo del megaproyecto de petróleo y gas en los bloques conocidos como Niscota y Mundo Nuevo. Esta lideresa estaba trabajando en la construcción de redes con otras organizaciones indígenas, campesinas y sindicales del país para fortalecer los procesos de defensa de derechos humanos y protección del territorio.