sábado, abril 13, 2024
InicioPaísAgrariaLa lucha continúa en la hidroeléctrica en el río Sogamoso

La lucha continúa en la hidroeléctrica en el río Sogamoso

La comunidad está asustada porque no sabe qué van a llegar a hacer a la región aledaña al proyecto, ya que no hay alimentos ni trabajo y están llenos de deudas porque Isagén no ha cumplido nada de lo prometido.

hidrosogamoso bucaramanga

Colectivo La Trocha

El sábado 30 de mayo se cumplió la reunión prevista entre líderes sociales y comunitarios en defensa del río Sogamoso y contra el proyecto hidroeléctrico dirigido por la empresa Isagén. Entre las risas, los agradecimientos, las fortalezas y las ganas de seguir luchando, los participantes en la reunión enfatizaron que la lucha no termina allí. Esto se expresa luego de que el 13 y 14 de mayo los líderes del Movimiento en Defensa del Río Sogamoso decidieran comenzar un plan retorno a partir del 9 de junio del 2015 debido a que la gente se está enfermando y es muy difícil continuar en el parque.

La comunidad está asustada porque no sabe qué van a llegar a hacer a la región aledaña al proyecto, ya que no hay alimentos ni trabajo y están llenos de deudas porque Isagén no ha cumplido nada de lo prometido. También se informa que el viernes 29 de mayo las Fuerzas Militares y aéreas hicieron operativos en la región aledaña a la hidroeléctrica. Los helicópteros sobrevolaban a muy baja altura. Los pobladores sienten temor por lo que pueda suceder.

Los asistentes agradecieron a los movimientos sociales que estuvieron presentes desde el comienzo en el conflicto social. Agradecieron la ayuda permanente en términos jurídicos, políticos y económicos del Movimiento Ríos Vivos, también la presencia permanente de la CUT Santander, quienes ofrecieron las instalaciones y los baños.

Sin embargo, los 75 días que llevan acampando en el parque García Rovira en el centro de Bucaramanga, capital de Santander, no fueron en vano: se visibilizó la situación social, económica, cultural y ambiental producida por el proyecto hidroeléctrico; se realizaron jornadas de denuncia a nivel local e internacional.

Los líderes sociales viajaron a Bogotá y tuvieron la posibilidad de reunirse con diversos senadores para denunciar los perjuicios del proyecto; se reunieron con la Defensoría del Pueblo, que se comprometió a ir a la zona del proyecto entre la primera o segunda semana de junio y realizar una verificación en compañía de la Presidencia; los líderes estuvieron en la audiencia del Senado sobre la venta de Isagén, a la que se oponen porque pasaría a otras manos y quedaría por fuera de la jurisdicción del Departamento; se reunieron con la ONU, que se compromete a convocar una reunión con Isagén para solucionar el conflicto social; se reunieron con diputados de la Asamblea Departamental.

Aunque hubo muchas reuniones y encuentros, el directamente implicado en el conflicto social y los daños ambientales, Isagén, no ha hecho más que caso omiso a las manifestaciones y peticiones del movimiento social. Durante dos ocasiones, en reuniones previstas con la Asamblea Departamental, el gerente general de Isagén Luis Fernando Rico Pinzón no asistió. “Isagén no escucha a la comunidad ni a la Asamblea”, manifiesta uno de los participantes. En una acción popular interpuesta por la ciudadana Claudia Ortiz se le pide a la empresa Isagén que traslade a la comunidad temporalmente mientras pasan las afectaciones de salud, ya que mucha gente se está enfermando y los alimentos escasean en la zona.

No obstante, la empresa Isagén responde con evasivas; en un carta leída en la reunión, la empresa responde a la acción popular lo siguiente: “Con relación a las negociaciones que plantean en su comunicación que Isagén pudiera adelantar para la reparación o compensación de sus derechos, direccionada a concertar el reasentamiento y la reparación de los firmamentos, de forma atenta aclaramos que Isagén no está realizando ni realizará negociaciones para los fines que ustedes plantean”.

Contra esta intransigencia, más las promesas de la Gobernación de Santander y el Gobierno Nacional, el Movimiento en Defensa del Río Sogamoso ha tenido que luchar desde que inició su lucha. La Gobernación siempre estigmatizo al movimiento, a la protesta en el parque y a los líderes sociales.

En la misma carta enviada por Isagén, esta asegura que se han hecho los estudios adecuados para comprobar si el agua es apta para la vida de los peces y el consumo. La empresa asegura que todo se ha hecho desde el comienzo del proyecto y con periodicidad de 15 días. Pero, según sostuvo el profesor Jairo Puentes de la Universidad Santo Tomas -quien ha realizado estudios y análisis del agua del río, demostrando que el agua no es apta ni para peces ni humanos-, la semana pasada Isagén realizo un contrato con la Universidad Industrial de Santander para que analizara la pertinencia del agua de la zona para el consumo y los ecosistemas del territorio, lo que demostraría que Isagén no ha realizado estudios en este ámbito.

Así mismo, el Domingo de Ramos la Gobernación y la Alcaldía en contubernio con la Iglesia intentaron sacar a la comunidad del parque García Rovira.

El martes 2 de junio se realizará una rueda de prensa en el parque García Rovira. El martes 9 de junio, luego de un acto público, se comenzará el plan retorno de la comunidad apostada en el parque hacia sus casas en el territorio que comprende el proyecto hidroeléctrico.

Agencia Prensa Rural

RELATED ARTICLES

Most Popular

Recent Comments