Comunicado del campesinado movilizado del Catatumbo

0
452

Ante el inicio de la Mesa de Interlocución y Acuerdo entre el gobierno nacional y el campesinado del Catatumbo

arton11135Asociación Campesina del Catatumbo

1. Saludamos y confiamos en que el Estado colombiano atienda el reclamo y la exigencia de las comunidades campesinas de mantener un escenario de dialogo entre las autoridades e instituciones y los campesinos, que sea una Mesa de Interlocución y Acuerdo (MIA). Esperamos que los anuncios que se han hecho públicamente y por medios de comunicación de parte de las autoridades sea realidad, que asistan los ministerios, instituciones del orden nacional, Gobernación, siete alcaldes, concejales y personeros, como se ha venido dialogando desde agosto de 2009.

2. De parte de los campesinos estamos en disposición de participar en esta MIA con la participación de 200 voceros, delegados, delegadas y representantes de las comunidades de los siete municipios y sus acompañantes.

3. Solicitamos que este espacio sea acompañado de las garantías para ejercer nuestro derecho a la participación. En ese sentido esperamos la presencia de los organismos de control, de las organizaciones y organismos internacionales de observación y derechos humanos, y de los medios de comunicación.

4. Los temas que esperamos empiecen a tratar en esta MIA son:

– Declaración inmediata de la Zona de Reserva Campesina (ZRC) del Catatumbo, esto en el marco del cumplimiento de las obligaciones legales que tiene el Incoder, en virtud del artículo 81 de la ley 160 de 1994 y del decreto 1777 de 1996, así como los acuerdos suscritos entre la Asociación Campesina del Catatumbo y la institucionalidad local y departamental.

– Definir claramente la ruta de financiación e iniciar la ejecución inmediata de los proyectos priorizados del Plan de Desarrollo Sostenible (PDS) de la ZRC.

– Suspensión inmediata e indefinida de las erradicaciones forzadas de los cultivos de coca y ejecución de un programa de sustitución gradual y concertado de los cultivos de uso ilícito en el marco de la propuesta productiva del PDS-ZRC.

– Subsidios de $ 1.500.000 para mitigar la crisis alimentaria producida por las erradicaciones forzadas de los cultivos de coca, para lo cual es necesario elaborar un diagnóstico de las familias afectadas (dueños de finca, recolectores), subsidio que debe mantenerse al menos dos años o mientras se implementen los proyectos productivos del PDS-ZRC.

– Suspensión de las políticas y planes minero-energéticos que se quieren desarrollar en la ZRC del Catatumbo, los cuales son una amenaza para la permanencia en el territorio de los campesinos y generan desplazamiento forzado. Que sea reconocido el derecho de las comunidades campesinas a ser consultadas y participar en todas las decisiones que puedan afectarles.

– Suspensión de la política del Plan de Consolidación en el territorio de la ZRC del Catatumbo.

– Respeto, protección y promoción de derechos humanos, que incluye:

a. reconocimiento político por parte del Gobierno Nacional y Fuerza Pública donde se reconozca el carácter civil de los campesinos organizados en la Asociación Campesina del Catatumbo.

b. Impulso de las investigaciones a las denuncias por las violaciones de derechos humanos

c. Conformar una comisión de verificación para hacer seguimiento a las graves denuncias de violación de derechos humanos y la persecución política y judicial.

d. La problemática de los cultivos coca no debe tratarse como un asunto penal y criminal, sino como un problema político, económico y social.

e. Se adelante las investigaciones y aclaraciones por los graves hechos que ocurrieron el día sábado 15 de junio en La Cuatro, y se establezca un procedimiento para lograr una reparación integral a los afectados.

Para el casco urbano de Tibú y sus veredas aledañas exigimos:

– Suministro de gas natural, suministro de agua potable y planta de tratamiento de agua, garantías del suministro de la electrificación, pavimentación de vías Cúcuta-Tibú y de las vías de acceso a las veredas y de las calles del casco urbano, creación de la universidad, hospital de tercer nivel para Tibú, bienes, servicios y mano de obra para la comunidad tibuyana por parte de Ecopetrol.

5. Exigimos el respeto y garantías a la vida, la integridad personal, dignidad y libertad para los campesinos y habitantes de la región que han venido participando en estas justas protestas sociales, y que se tomen las medidas adecuadas para evitar que ocurran las masacres, asesinatos, persecución y criminalización como las ocurridas desde 1999.