El programa de Jean-Luc Melenchón

0
397
Jean-Luc Mélenchon

La coalición Francia Insumisa ha presentado su programa en un libro intitulado El porvenir común

José Ramón Llanos

Entre el 10 y el 24 de abril se realizará la primera y segunda vuelta de las elecciones presidenciales en Francia. Si nos impacta que en Colombia se presentarán en las elecciones más o menos ocho candidatos es más sorprendente que en Francia se perfilan más de 15 candidatos. En nuestros artículos analizaremos el contenido de los programas de Jean-Luc Melenchón, de Fabien Roussel, del Partido Comunista de Francia y del actual presidente Emmanuel Macron.

El programa

El detallado programa de Melenchón es recogido en un libro que se titula El porvenir en común. El programa para la unión popular, el cual tiene 158 páginas. Aquí comentaremos las propuestas que nos parecen más innovadoras y algunas de las cuales son pertinentes para procurar soluciones a la complicada y deprimente situación colombiana. En el capítulo que contiene las propuestas que se titulan Adaptarse al sistema de la naturaleza tiene un epígrafe de Karl Marx tomado de La ideología alemana.

El programa está fundamentado en estudio y análisis de la economía de Francia, del sistema político en análisis de los académicos, sociólogos y politólogos. Por eso encontramos citas sobre sondeos de opinión de las más reconocidas encuestadoras sobre la opinión de los franceses relacionadas con la convocatoria a una Asamblea Constituyente, el cual muestra que el 63 por ciento de la población está de acuerdo con esta convocatoria, un 62 por ciento opina que se debe dar fin a la 5º Republica e iniciar la 6º con más poder parlamentario y menos poder presidencial.

El 85 por ciento de ellos son partidarios de endurecer las leyes que establezcan la separación entre el Estado y el poder financiero; de igual manera el 69 por ciento de los consultados están de acuerdo que la Constitución incluya la convocatoria a Referéndum de iniciativa popular; y el 73 por ciento son partidarios de que se cree una ley que establezca el control ciudadano de la ética de los medios.

La propuesta de creación de la 6º República

En el capítulo primero que Melenchón denominado Democracia e Instituciones sustenta que la 5º República ha devenido peligrosa porque concede mucho poder al presidente y a un pequeño conjunto de dirigentes que con sus políticas ponen en peligro los bienes comunes. Él considera que los “ciudadanos son excluidos de las decisiones políticas y esto destruye la confianza entre el pueblo y sus instituciones representativas. Nosotros proponemos que el poder se refunde en instituciones comunes. Nosotros proponemos que Francia se dote de una nueva Constitución redactada por una Asamblea Constituyente”.

En el lenguaje de Melenchón la nueva Constitución debe abolir la monarquía presidencial, porque al presidente de la República la Constitución le da un poder excesivo. Además, en el caso de Macron este ha utilizado estas atribuciones constitucionales abusando del super poder. Para evitar estos abusos el presidente debe rendir cuentas periódicamente ante el Parlamento.

Otro objetivo que se debe conseguir con la Nueva Constitución es “abolir los privilegios de la casta”, es necesario para ello excluir la influencia de los sectores financieros, industriales, mejor dicho, la oligarquía que se ha apoderado de la institucionalidad absurda que se ha visto potenciada bajo el gobierno de Emmanuel Macron.

Por tanto, es necesario eliminar este poder financiero e industrial excluyente, empoderar al pueblo para lograr el objetivo de la igualdad entre todos los ciudadanos y fortalecer la separación entre el Estado y el mundo de las finanzas. Hay que darle base legal a la definitiva separación entre el poder financiero y el Estado.

Una de las propuestas muy pertinente y que debería aplicarse a la institucionalidad colombiana, es la de prohibir el lobismo, las influencias del capital financiero y del mundo de los negocios en la actividad parlamentaria, concretamente en la aprobación de leyes que favorecen los intereses de la burguesía y que van en detrimento de los trabajadores, de la democracia y en general de la población. También son muy oportunas para nuestra situación todas sus propuestas contra la corrupción, por ejemplo, inhabilitar de por vida, para el ejercicio público, a todo funcionario condenado por corrupción.

Planificación ecológica para una sociedad armónica

El candidato de la Francia Insumisa ha asimilado bien los retos que plantean el cambio climático y las graves consecuencias sobre el hombre, la biodiversidad y la naturaleza en general. Por eso lo que él denomina la planificación ecológica y la organización del país ocupa un lugar central en sus propuestas programáticas. Considera que el dinamizador de la destrucción de la naturaleza y la indiferencia frente al cambio climático está determinado por lo que él llama “el rey dinero”.

Para neutralizar este efecto nefasto es necesario construir “una sociedad con relaciones armónicas entre los seres humanos y entre ellos con la naturaleza”, para lograr este objetivo debe haber una jerarquía de las normas para la “Regla Verde” y condicionar la acción del Estado. Debe imponerse el objetivo de una planificación ecológica y adoptarlo como método para gobernar, satisfacer necesidades humanas y conservar la naturaleza.

Melenchón considera necesario crear un Consejo de la Planificación Ecológica, incluso propone que Francia debe comprometerse a reducir en el 2030, las emisiones dañinas en un 65 por ciento, en lugar de un 40 por ciento que es el compromiso actual. Además, el Estado debe publicar un balance anual sobre logro de este objetivo.

Por otra parte, propone que las empresas deben llevar una contabilidad sobre las emisiones del carbono directa o indirectamente; esta contabilidad sería supervisada por un organismo público. Las empresas de energía, transporte, construcción, industria pesada, estarán obligadas a llevar esta contabilidad y deben presentar un plan de reducción de las emisiones.

Melenchón también propone que se debe crear una Agencia Pública que forme parte del Consejo de la Planificación Ecológica y que se encargue de supervisar a los sectores industriales esenciales para la soberanía nacional y la bifurcación ecológica.

La atomización de la izquierda francesa

Como se ve este es un programa realmente avanzado, pero infortunadamente la irracional división de la izquierda y los sectores progresistas hacen casi imposible que Jean-Luc Melenchón pueda ganar las elecciones. Esta afirmación está validada por los resultados de la más reciente encuesta realizada, entre el 4 y el 8 de enero, por Cluster 17 que arroja los resultados que se ven en el cuadro número 1.

Fabian Roussel, secretario del Partido Comunista, está llamando mediante una carta dirigida a “Los franceses, al mundo del trabajo, a la juventud y a la Francia de los días felices a refundar la izquierda para construir una República social, democrática y laica al servicio del pueblo y de la nación”. Si esta convocatoria tuviera éxitos aumentarían las posibilidades de un triunfo de la izquierda.