Internacionalismo y elecciones

0
98

Diana Carolina Alfonso
@DianaCaro_AP

En las últimas semanas se ha formalizado la constitución de amplias plataformas que agrupan a la colombianidad en el exterior. Bajo el recurso de los Comités Petro Presidente Francia Vicepresidenta, el Pacto Histórico Internacional ha hecho un llamado a romper las burbujas políticas en las que se nuclea la participación migrante. El propósito es materializar el programa del pacto en los países de residencia. La convocatoria hace especial hincapié en salir de las redes sociales para generar escenarios de debate y articulación con connacionales y extranjeros. 

Además del gran propósito de sintetizar las agendas de las organizaciones e individualidades en el extranjero de cara al programa Colombia Potencia Mundial de la Vida, en términos meramente operativos, tres son los ejes básicos del llamado del Pacto Histórico Internacional: el primero es la movilización activa de los colombianos residentes en el extranjero en pos del cuidado de los comicios electorales. Previendo la nula disposición de algunos consulados, el PHI ha formalizado una convocatoria internacional para la inscripción de jurados y testigos que se encargarán de la vigilancia activa de las elecciones. Huelga recordar que en el extranjero los comicios empiezan seis días antes. Es decir que las elecciones presidenciales se desarrollarán del 23 al 29 de mayo en las instalaciones consulares, y solo el 29 en los consulados móviles.

Un segundo eje planteado por la convocatoria del PHI tiene que ver con preparar solidariamente las condiciones necesarias para el libre ejercicio democrático. Teniendo en cuenta que miles de personas tienen que movilizarse al interior de sus países de residencia hacia los consulados, es importante recordarle a los connacionales que puedan votar los primeros días de la semana, puesto que los fines de semana suelen presentarse colapsos en las mesas dispuestas por las autoridades consulares. En ese línea, es importante que cada migrante colombiano pueda verificar su lugar de votación en la página de la Registraduría, ya que en las elecciones de marzo, se descubrió que cientos de personas no pudieron ejercer su derecho al voto por una supuesta falla institucional en la que el lugar de votación no se correspondía con el país de residencia. 

Un último tema es la crucial articulación con todas las organizaciones y fuerzas políticas locales, en especial aquellas que trabajan en el marco de la defensa de los Derechos Humanos. La observación internacional debe acompañar a la comunidad colombiana ya que, como lo denunciamos en el semanario VOZ Denuncian irregularidades electorales en el consulado de Argentina,  durante las elecciones legislativas algunos cónsules hicieron uso y abuso de sus atribuciones coactivas. En el caso de Buenos Aires, dos jurados electorales fueron asediadas por la fuerza pública. 

En este país latinoamericano la organización colectiva se ha reforzado considerablemente tras el llamado del Pacto Histórico Internacional. Karmen Ramírez Boscán realizó el lanzamiento del Comité Petro Francia en Argentina, junto a delegados de las distintas fuerzas del PHI, entre quienes se encontraban Pietro Alarcón de la Unión Patriótica y María Cepeda Castro de Vamos por los Derechos Internacional. Hoy el Comité en Argentina nuclea a más de diez expresiones políticas como el Partido Verde, Colombia Humana, Marcha Patriótica, Unión Patriótica, Congreso de los Pueblos y Soy porque Somos. En los últimos días, diferentes sectores locales se han vinculado a la labor de observación internacional, entre ellos la Liga Argentina por los DDHH, las prosecretarias de DDHH en distintas facultades, universidades y entes en La Plata, San Martín, Quilmes y Buenos Aires, y Casa de la Amistad argentino-cubana-venezolana de La Matanza. Por lo demás, el Comité se ha sumado a las convocatorias nuestroamericanas que apoyan en el hemisferio la propuesta del cambio, siendo el Pacto Sudamérica su principal expresión. En éste articulan organizaciones de Venezuela, Chile, Brasil, Ecuador, Costa Rica y Panamá.