El rebrote arrastra las bolsas

2
286
Aspecto de la Bolsa de Madrid el 21 de septiembre

“La pandemia ha dejado al descubierto las fragilidades del mundo”, Gutérres

José Ramón Llanos

La incertidumbre creada por el rebrote del covid-19 en Europa y las expectativas pesimistas sobre los efectos del próximo invierno en el recrudecimiento de los infectados y los posibles decesos, han causado el desplome de la Bolsa de Nueva York y las de Europa. El viejo continente vive un incremento en el número de enfermos, Alemania, Italia, Gran Bretaña y España ante la situación han tenido que apelar nuevamente al confinamiento en diversos grados de severidad. El impacto en la sociedad mundial es de tal naturaleza que Antonio Gutérres el secretario de la ONU en la reunión celebratoria del 75 aniversario de la institución expresó: “La pandemia ha dejado al descubierto las fragilidades del mundo.”

Las estadísticas señalan a España como el país de mayor afectación, según el informe del Ministerio de Salud del 21 de septiembre ya hay 168 fallecidos recientemente y más 11 mil hospitalizados. Madrid tiene el mayor número de infectados 746 por cada cien mil habitantes. El fin de semana fueron hospitalizadas 3.849 de las cuales 412 están en cuidados intensivos.

En la rueda de prensa diaria, de la televisión española en el Programa A la 1 manifestaba Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias: “En España estamos en un incremento clarísimo. Sí que tenemos una segunda ola, pero no está en la misma fase todo el territorio…” Ejemplo, la media es de 280 casos por cada 100 mil habitantes, pero mientras Asturias tiene 93 casos por cada 100 mil habitantes el País Vasco tiene 311, Canarias 130 y como dijimos anteriormente Madrid tiene 746. Cataluña, en cambio, está en un proceso continuo de disminución de infectados y de casos críticos.

Efectos económicos de la covid-19

Son conocidos los desastrosos efectos económicos a nivel mundial de la pandemia. Veamos ahora el impacto sobre la economía de España. El turismo tiene una gran importancia en la economía española, las cifras indican que este sector ha tenido una caída como nunca antes se vio en la historia económica del país. En el mes de agosto sitios como Baleares y Benidorm ni siquiera han podido ser abiertos. Las estadísticas demuestran que las pérdidas son del orden de 100.000 millones de euros en el sector, debido a la caída del turismo en los llamados destinos de sol y playa y en las grandes ciudades. La caída es de tal entidad que los gerentes de hoteles consideran positivo si lograran perder un poco menos del 40 por ciento de los visitantes. Considérese que en julio dejaron de entrar ocho millones de viajeros en comparación con el mismo mes del año pasado. El promedio de turistas perdido equivale al 65 por ciento en relación con la temporada turística del 2019. Las pérdidas por regiones oscilan entre un 24 por ciento de Asturias y un 87 por ciento de Barcelona y Tenerife, pasando por el 34 por ciento de Soria y Cantabria.

Incluso las entidades que regulan y miden la actividad turística como la Organización Mundial del Turismo consideran imposible que los flujos alcancen los niveles anteriores a la crisis sanitaria antes del año 2022. Esto significa que las autoridades turísticas españolas deben preparar una especie de medidas urgentes para salvar hoteles, transporte, restaurantes destinados a atender a los turistas nacionales y extranjeros.

Un ejemplo de la crisis en este sector se muestra en la hotelería de Cádiz, Buelva, Asturias, Pontevedra, Guipúzcoa y Cantabria donde abrieron alrededor del 90 por ciento de los hoteles y apenas tuvieron una ocupación cercana al 50 por ciento. Sin embargo, se puede considerar exitosa esta cifra si tenemos en cuenta que la media de ocupación nacional fue del 35 por ciento. Esta visión se agrava si tenemos en cuenta que apenas abrieron a nivel nacional el 60 por ciento de la hotelería.

Hoteles, restaurantes, transportes y agencias turísticas situadas en la zona del turismo nacional tuvieron mejor suerte como afirma José Luis Zoreda, vicepresidente de Exceltur: “las zonas que dependen más de la demanda española han registrado una buena ocupación suficiente para defenderse al menos”.

No hay ninguna posibilidad de que el turismo español se recupere en lo que resta del año ya que países como Gran Bretaña y Alemania, entre otros recomiendan a sus connacionales no viajar al país ibérico.

El aumento de la pandemia en Europa desploma las Bolsas del mundo

Las bolsas de Estados Unidos y Europa en la jornada del 21 de septiembre, según los principales comentaristas y medios de comunicación, se desplomaron. En Europa la mayor parte de las bolsas han sufrido una caída que en el caso de Francia y Alemania la sitúa a los niveles de junio y en España a las cifras más bajas del mes de mayo. Las pérdidas mayores se dieron en las empresas aéreas y hoteleras debido a las expectativas de una reducción en los próximos meses en vez del esperado relanzamiento de estos sectores.

Un caso dramático es el de la British Airways ya que el día en que el Gobierno de Boris Johnson anunció la posibilidad de que en octubre se pudieran presentar 50.000 casos diarios de coronavirus, la aerolínea británica en bolsa cayó un 12 por ciento.

El hecho de que en Alemania y Francia el fin de semana hubo un crecimiento de infectados afectó el comportamiento de la Bolsa el lunes, en el país de la Merckel, el Deutschae Bank cayó 8,76 por ciento, el HSBC cayó un 5 por ciento. En España Meliá cayó 6,2 por ciento, el IAG cayó el 12 por ciento, AENA, empresa aeroportuaria, el 5 por ciento, la empresa de reservas Amadeus cayó el 8,4 por ciento.

El sector financiero español también tuvo significativas perdidas el BBVA, menos 6.36 por ciento, el Santander -6,22 por ciento, Sabadell -5,95 por ciento, Bankinter -4,9 por ciento.

Téngase en cuenta que el sector financiero en España representa un 18 por ciento más en la economía que en otros países por esa razón la caída de este sector incide más negativamente.

La bolsa en los Estados Unidos

En esta ocasión la caída de las bolsas se inició en Europa y posteriormente cayeron las bolsas en Norteamérica, cayeron tanto el Standard and Poor’s como el Dow Jones y el Nasda según los analistas debido al temor de una vuelta al país de la Gran Reclusión. Incluso el sector petrolero también ha caído, el barril Texas cayó un 5 por ciento, la mayor desvalorización desde mayo, el precio llegó a los 32,22 dólares. El temor de los inversionistas es debido a que el mayor confinamiento reduce el transporte. Claro que en esta caída de precios influyó el anuncio de Libia de que reinicia su producción de petróleo lo cual significaría un aumento en la oferta petrolera.

Claro que este aumento en la oferta y las reservas de petróleo también influyó en la reducción de precios en el barril Brent que cayó un poco más de un 4 por ciento precio referido al continente europeo. Evidentemente la pandemia sigue siendo un factor que pesa en el descalabro de la economía.

📢 Si te gustó este artículo y quieres apoyar al semanario VOZ, te contamos que ya está disponible la tienda virtual donde podrás suscribirte a la versión online del periódico. 

tienda.semanariovoz.com

2 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*