Odebrecht y el abogado Martínez. Debate contra la corrupción

0
127
A la derecha, el Fiscal Néstor Humberto Martínez.

Un debate cargado de verdades

Redacción política

Cuando la Corte Suprema de Justicia, el 11 de junio de 2016, elegía al exministro Néstor Humberto Martínez, como Fiscal General de la Nación, sectores democráticos advertían que el nuevo jefe de la investigación en Colombia, era el abogado de confianza de uno los sectores políticos y económicos más poderosos del país. Pero además, se dijo, que Martínez no podría enfrentarse a quienes ha defendido a lo largo de su historia profesional.

Después del debate del pasado 25 de abril pasado, el senador Jorge Enrique Robledo, del Polo Democrático Alternativo, comprobó que el Fiscal General de la Nación, no será capaz de acusar a los corruptos involucrados en el caso Odebrecht y sus ramificaciones. La razón es que él fue el asesor del socio más importante de la multinacional brasilera en Colombia, Corficolombiana, del magnate Luis Carlos Sarmiento Angulo, su mejor cliente.

Navelena

Dos hechos quedaron en evidencia en el debate del senador polista: las maniobras de Martínez, como exministro para favorecer la concesión vial Ruta del Sol, en la que participaba Odebrecht y su socio colombiano Corficolombiana; y las acciones y omisiones como Fiscal General para investigar un préstamo de la banca pública a Navelena, empresa que comparten Odebrecht y Corficolombiana. Un préstamo hecho a pesar de ser pública la trama de sobornos hecha por los brasileros en Colombia.

La concesión para la navegabilidad del río Magdalena compuesta por Odebrecht y Sarmiento Angulo, el mayor banquero en Colombia, solicitó un préstamo al Banco Agrario por 120 mil millones de pesos a pesar que ya se conocía el escándalo de sobornos de la multinacional brasilera. Es decir que la banca pública le entregó la no despreciable cifra a quienes ya estaban siendo cuestionados por el pago de sobornos para la adopción de la Ruta del Sol y la financiación de campañas presidenciales de los años 2010 y 2014.

Corficolombiana

En ese caso, el fiscal Martínez, once días después de conocido el escándalo por el empréstito, considerado ilegal, declaró que no existe la menor posibilidad de corrupción en dicha transacción. En la investigación más veloz en la historia del ente acusador, Martínez, descarta que allí no existen manejos fraudulentos ni  riesgo que el Banco Agrario pierda los 120 mil millones de pesos. La pregunta es ¿por qué los cuatro bancos del Grupo Aval no apalancaron el crédito? Para muchos la respuesta es que ese dinero no podrá ser recuperado por el banco debido a los problemas financieros que se desprenden de la terminación unilateral de las concesiones de la empresa Odebrecht en Colombia.

Pero hay un segundo hecho con el caso de Navelena: el Fiscal Martínez, antes de asumir la dirección del ente investigador, fue el asesor de cabecera de ese consorcio. Un hecho que amerita declararse impedido. Pero no lo ha hecho. Y es obvio, Martínez va a quedarse en su puesto hasta asegurar que el interés de Sarmiento Angulo y su organización quede asegurado y sin cuestionamientos.

Cambio Radical

Para eso tienen una bancada de parlamentarios que objetaron el debate de corrupción hecho por el Polo Democrático, y están dispuestos a hacer todo lo necesario para que las investigaciones queden archivadas. Por eso la bancada de Cambio Radical, del exvicepresidente Vargas Lleras, calificó el debate como insulso. “La corrupción se trata también de prevaricar para echarle la plata pública en el bolsillo de alguien”, señaló Robledo en el debate.

Lo que plantea Robledo es que el Fiscal estaba en el Gobierno Santos y como superministro favoreció en el Conpes 3817 del 2 de octubre de 2014, los intereses del banquero Sarmiento Angulo, pues gracias a su voto afirmativo en ese Consejo de Ministros, no se puso en riesgo la alianza Odebrecht y Corficolombiana. “El Fiscal estaba favoreciendo a Odebrecht y a Sarmiento Angulo en la adjudicación de la Ruta del Sol”, señaló Jorge Enrique Robledo.

Por último la bancada del Partido Verde en cabeza de la senadora Claudia López, ante un recinto casi vacío señaló: “No hay un poderoso con quien no tenga un conflicto de interés. No declararse impedido era un acto de ética”. Así se confirma que la elección del fiscal Martínez tenía un solo objetivo y es que los sectores poderosos envueltos en el escándalo de Odebrecht tenga la certeza que sus actuaciones queden en la impunidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*