La secundaria responde peleando

0
198

Jhonny Alejandro Marín
Organizador Nal. Andes

Ya son recurrentes las difíciles situaciones que asfixian al pueblo colombiano, la imposibilidad de obtener un trabajo digno, una educación de calidad y acceder a un sistema de salud que piense en los hombres y en las mujeres, y no en las ganancias del capital como prioridad de las clases que dirigen y ostentan el poder. De esto se sigue que las diferentes protestas sociales que reclaman la justicia y el porvenir social son masacradas, desaparecidas, amenazadas y estigmatizadas por el gobierno colombiano. De ahí que la justicia social ni la democracia sean existentes en nuestro país, siendo esto una muestra de la guerra que libra el Estado contra el pueblo colombiano.

Dibujo3

Los estudiantes de secundaria son víctimas de esta guerra, y esto tiene su sustento en tanto somos excluidos del porvenir social al no contar con una educación de calidad, instituciones adecuadas para la realización de la vida escolar, al igual que profesores en pésimas condiciones laborales, y falta de inversión real que garantice los comedores estudiantiles, el transporte escolar.

También somos despojados de la democracia al contar con instituciones que persiguen las formas de organización estudiantil, como el caso del INEM Santiago Pérez en Bogotá, colegios en Bosa, Montería y Sincelejo. Falta de democracia que estigmatiza al estudiante como terrorista y delincuente y por eso la incursión de la Fuerza Pública en los colegios.

La única posibilidad que brinda el Estado al estudiante secundarista es la guerra sea bien como víctima al ser tratado como delincuente o terrorista, o como victimario al obligarnos a prestar un servicio militar en un ejército que vulnera los derechos humanos, el derecho internacional humanitario y que asesina al pueblo.

La Asociación Nacional de Estudiantes de Secundaria (Andes), como organización que lleva casi 19 años luchando por la educación y la paz, cree que bajo este panorama, nuestra acción y tareas se caracterizan en lograr promover amplias jornadas de movilización que logren visibilizar la crisis en la educación pública que se manifiesta en la falta de inversión para garantizar una educación digna para nuestro pueblo, al igual que una democracia escolar que garantice la promoción de espacios de inclusión y debate en el estudiantado de secundaria.

En este sentido impulsaremos cuatro escenarios importantes: el encuentro de democracia escolar y gobiernos estudiantiles como escenarios que logren articular cada vez más las demandas y pliegos del estudiantado en la lucha por una educación de calidad, tiempo que potenciamos los consejos estudiantiles como escenarios propicios para el fortalecimiento de la movilización estudiantil.

De igual forma la realización de la segunda Escuela Secundarista del Oriente Colombiano en el departamento de Boyacá, donde no solo brindaremos un escenario importante para la formación de dirigentes estudiantiles en las zonas agrarias, sino también la concreción de agendas de movilización conjuntas entre el estudiantado y organizaciones juveniles campesinas de la región junto con la Andes, impulsaremos escenarios de unidad y movilización del estudiantado secundarista del oriente colombiano, al igual que el impulso y la vinculación desde los estudiantes a la realización de las constituyentes juveniles por la paz en esta región al igual que en el resto del país.

Articularemos nuestra dinámica al impulso del X Festival Nacional de la Juventud, donde la Andes pondrá a discusión ante los jóvenes colombianos la objeción de conciencia al servicio militar obligatorio como una herramienta para la paz, en contra de la estigmatización y militarización de la vida juvenil. Levantaremos conjuntamente, en unidad con el movimiento juvenil, la bandera de la paz y la solución política dialogada al conflicto social y armado en nuestra patria.

El Frente Nacional de Secundaria (FSN) es también un espacio importante de impulso y articulación de las organizaciones estudiantiles de secundaria. En este escenario promoveremos la unidad y la movilización del estudiantado en función de garantizar que este logre ser un catalizador de la unidad del movimiento estudiantil, luchando por una educación pública, de calidad y democrática.

Con todos estos elementos, la Secretaria Técnica Nacional de la Andes promoverá la unidad y la movilización secundarista en la campaña por los 20 años de la Andes, porque aún en la secundaria se sigue construyendo historia hacia la construcción de la patria grande y la dignidad de nuestro pueblo.