De suboficial a paramilitar: “En las cárceles paga el más pendejo”

0
Coronel Montezuma, acusado por el ex paramilitar de haber ordenado el asesinato de varias personas, entre ellas uno de sus suboficiales. Foto Opinión Virtual.

Testigo en caso de desaparición forzada en el que resultó implicado el coronel de la Policía William Alberto Montezuma, habló con VOZ y dijo que teme por su vida y la de su familia. También señaló al director del Inpec de obstrucción a la Justicia

Coronel Montezuma, acusado por el ex paramilitar de haber ordenado el asesinato de varias personas, entre ellas uno de sus suboficiales. Foto Opinión Virtual.
Coronel Montezuma, acusado por el ex paramilitar de haber ordenado el asesinato de varias personas, entre ellas uno de sus suboficiales. Foto Opinión Virtual.

Kikyō

“Me vinculé al Bloque Norte de las Autodefensas en marzo de 1997 por la falta de oportunidades en este país, por los ofrecimientos que hiciera el mismo gobierno, para reclutar miembros del Ejército y de la Policía, miembros de la Fuerza Pública, para que terminaran engrosando las filas del paramilitarismo”.

Estas palabras son parte de la conversación que sostuvo con VOZ Alexander Chamorro Villanueva alias ‘Ricardo’, quien perteneció al Ejército Nacional como suboficial en el rango de cabo primero en el Plan Energético Vial que cuidaba Caño Limón-Coveñas en Norte de Santander. Según Chamorro cuando ingresó a las AUC al Bloque Catatumbo (y otros bloques) llevaba alrededor de cinco años en la institución.

Este hombre, detenido en la cárcel de alta seguridad de Cómbita en el departamento de Boyacá, sindicado por el delito de porte legal de armas desde el 29 de julio de 2011, dice temer por su vida y la de su familia ya que es testigo en el proceso que se adelanta contra el coronel William Montezuma López, ex comandante de la Policía en Nariño y ex comandante de la Sijin en Norte de Santander, por desaparición forzada.

La historia

En 2003 artefactos explosivos colocados por guerrilleros al CAI de Belén en Cúcuta dejaron como saldo varios policías fallecidos y fueron capturadas unas personas, entre ellas, un guerrillero con el alías del Puma hoy recluido en la cárcel de Palogordo en Girón (Santander).

“Este señor se ofreció a colaborarle a la Justicia, más exactamente al coronel Montezuma, a cambio de que el oficial le protegiera la familia. Ese ex guerrillero le entregó al señor William Montezuma una lista con los nombres de su familia y su ubicación para que la protegiera, pero este coronel, en vez de protegerle la familia, le entregó la lista a Juan Carlos Rojas Mora, alias ‘Jorge Frontera’ y a Enrique Rojas Mora, alias ‘Enrique’, comandante de la red urbana en Cúcuta, y ordenó que asesinaran a la familia de este guerrillero, para supuestamente cobrarle la falta por haber matado los policías en el CAI de Belén”, le contó a VOZ el ex miembro de las AUC.

Las víctimas fueron: Virginia Contreras, el niño José Antonio Granados y María Ruth Contreras, hechos que ocurrieron en Pamplona el 23 de julio de 2003.

En octubre de 2011 la Fiscalía Séptima de la Unidad Nacional contra la Desaparición y el Desplazamiento Forzado dictó medida de aseguramiento sin beneficio de excarcelación contra Montezuma López, como presunto responsable del delito de desaparición forzada agravada del suboficial Luis Antonio Mora. El hecho fue registrado por varios medios de comunicación. En agosto de 2012 un fiscal revocó la medida de aseguramiento que le había dictado.

Un fiscal delegado ante el Tribunal Superior de Cúcuta decidió dejar en firme la orden de captura en su contra por la desaparición del subintendente de la Policía, ocurrida el 11 de marzo de 2006 en la capital de Norte de Santander y por ese motivo el alto oficial de la Policía se entregó en marzo de este año.

Alias ‘Ricardo’, en conversación con VOZ, sostuvo que ha habido obstáculos para que él pueda declarar y contar todo lo que sabe, ya que el director de Inpec se inventa estrategias para no llevarlo a las declaraciones. Por ello teme que el caso de Montezuma quede en la impunidad.

“…Yo ya he hecho unas denuncias al procurador general y al fiscal general de la nación, por los hechos que el director general del Inpec está haciendo para favorecer su curso de ascenso. Impide que sea presentado, es más yo debería estar en Cúcuta. Los fiscales y procuradores han ordenado que yo sea remitido a Cúcuta para que pueda estar dando estas declaraciones como testigo, pero el general Ricaurte me tiene en una cárcel de alta seguridad, donde no tengo ni siquiera acceso a mi familia ni a nada”.

…“Ricaurte no solo obstruye la Justicia sino que hace ofrecimientos a internos para que presenten declaraciones falsas, para presentar falsos testigos. El general Ricaurte impide las remisiones para que yo no pueda declarar y esas investigaciones contra el coronel Montezuma queden en la impunidad… Montezuma tiene vínculos con el paramilitarismo, el narcotráfico y desapariciones”.

Según este ex paramilitar hay otros desmovilizados en el patio de Justicia y Paz de la cárcel de Cúcuta en el patio 23 A como alias ‘Piedras Blancas’, desmovilizado del Bloque Catatumbo, a quien Montezuma ordenó unos homicidios que ya fueron incluidos en Justicia y Paz.

Chamorro Villanueva aparece como testigo en varios procesos, pero cuando la Fiscalía lo pide para dar testimonio en esos casos, el general Ricaurte impide esas remisiones, según su versión. En otras oportunidades, dice alias ‘Ricardo’, no cumplen las remisiones, solamente lo traen hasta Bogotá, lo tienen unos días y lo regresan a la cárcel de alta seguridad.

“De acá a veces me sacan cuando voy para las remisiones a Cúcuta, me sacan de Cómbita para La Picota (Bogotá) y de La Picota me sacan para el aeropuerto, a veces a las 4:00 o 4:30 am, a pasearme por las calles del sur de Bogotá, hechos que ya he denunciado al procurador general. ¿Por qué me sacan a esa hora? ¿Qué es lo que están planeando?

Me aíslan por cuatro o cinco días en calabozos… me impiden hablar con el abogado, con cualquier persona que pueda denunciar. Como si ir a las audiencias fuera un castigo. No creo que ese sea un medio de resocialización, más bien es un medio de represión… Estoy siendo amenazado directamente por el general Ricaurte. Lo que a mí me pase es culpa del general Ricaurte, director general del Inpec, y del coronel Montezuma, por eso coloco todas estas denuncias ante la opinión pública”.

Chamorro en su conversación con VOZ manifestó su arrepentimiento por haber pertenecido a las AUC y también su deseo de que se sepa la verdad.

“La falta de oportunidades lo llevan a uno a cometer esa clase de errores, y los ofrecimientos que hacía el mismo Estado, que decía que todo iba a quedar en un marco de justicia, que iba a haber como quien dice, perdón y olvido, que todo iba a quedar así y que nadie iba a resultar en las cárceles. Pero las cárceles están llevas solamente de los miembros rasos, los verdaderos jefes del paramilitarismo, que eran los coroneles y los generales, esos no están pagando cárcel, y todas las investigaciones solamente quedan en las puertas de los estrados judiciales, y no se pueden investigar porque son intocables, porque es la maquinaria del mismo Estado”.

“La maquinaria política que ellos tienen para evitar que sus mismos coroneles, generales y los miembros de la Fuerza Pública que son los responsables directos del paramilitarismo terminen siendo procesados o vayan a las cárceles. Acá en las cárceles paga como se dice vulgarmente el más pendejo”, concluyó Alexander Chamorro.

Director del Inpec, general Ricaurte, señalado de obstrucción a la Justicia e impedir que se declare en contra de Montezuma. Foto Fronterainformativa.
Director del Inpec, general Ricaurte, señalado de obstrucción a la Justicia e impedir que se declare en contra de Montezuma. Foto Fronterainformativa.