Cartas

0
Francisco de Roux

Del padre De Roux

Querido Carlos, muchísimas gracias por la bella nota sobre Horacio en las páginas de VOZ. Fuerte abrazo mientras te veo y cuida de tu salud. Pacho de Roux (vía Internet).

Francisco de Roux
Francisco de Roux

Corrupción en la policía

En el número de febrero 24 de 2016, encontré el artículo titulado Corrupción en la Policía Nacional, por Nixon Padilla. Estoy totalmente de acuerdo con su afirmación: “la organización mafiosa denominada policía Nacional, debe desintegrarse y sus principales jefes retirados y judicializados”. Esta es la mejor síntesis de lo que es y debe ser la policía. Sólo le agregaría algo sobre un punto aún no tratado: La Cobardía. La cobardía de los uniformados de esa escuela policial que, o no les contaron a sus padres lo que estaba pasando o padres e hijos mantuvieron un silencio cómplice por cobarde conveniencia. No son unas manzanas podridas es todo el manzanar. Ojalá se puedan descubrir los cobardes asesinatos cometidos por la policía utilizando su autoridad y las armas de la república. Mercedes de Álvarez (vía Internet).

Marcha uribista

En esta coyuntura el “Centro Democrático” ha programado una marcha contra los diálogos de La Habana para el día 2 de abril, como respuesta a la convocatoria de las centrales obreras, ante lo cual los sectores democráticos y progresistas tienen la urgente necesidad de llegar a la unidad con base en un programa sobre los puntos fundamentales que necesitan con urgencia las mayorías nacionales para poder enfrentar con éxito la polarización en la crisis que se avecina. Es en este escenario donde se va a producir la más aguda confrontación con la ultraderecha militarista que no va a renunciar pasivamente a sus privilegios. Para poder actuar con posibilidades de ser un referente importante en el escenario político que avecina, a las izquierdas y a los sectores democráticos no les queda otro camino que la unidad. Tiberio Gutiérrez (vía Internet).

Conejo de Santos

Santos quiere hacerle conejo a las FARC. Está preparando el terreno con tanta quejadera y objeciones. Primero lo de Conejo (Guajira), después lo de la fecha del 23 de marzo y también lo del plebiscito inconsulto e impositivo. Como que se encuentra fastidiado con el proceso de paz, su instinto de clase lo conduce a hacerle caso a la oligarquía. Como dice VOZ, la clase dominante le tiene miedo a los cambios, a las reformas democráticas. El pueblo colombiano debe tomarse las calles, exigir coherencia del gobierno de Santos, no puede estar bien con quienes quieren la paz y con quienes no la quieren. Es una maniobra que le hace daño al proceso que ha logrado avanzar tanto. Santos nos cree pendejos pero no lo somos. Tiene que cumplir y pactar la paz estable y duradera. María Bueno (vía Internet).

Interpretaciones erróneas

A todo lo acordado en los diálogos de La Habana, el Centro Democrático no sólo tiene críticas sino también tergiversaciones. La justicia transicional ha sido explicada abierta y explícitamente por el Gobierno en ámbitos nacionales y extranjeros, tarea que el ministro de Justicia, Yesid Reyes, viene desarrollando a cabalidad. Se denota el interés variopinto de ciertos políticos de montar al Centro Democrático al tren de los acuerdos de La Habana, incluso con interpretaciones exageradas de la justicia transicional. La arremetida de la derecha contra la finalización positiva de los acuerdos se avizora con la manifestación del 2 de abril. El gobierno y la ciudadanía pacifista estaremos firmes para continuar respaldando el camino hacia la paz. Omar León Muriel Arango (vía Internet).