Caquetá: Docentes y campesinos marcharon por el derecho a la educación

0
Los marchantes esperan que haya concertación y buena voluntad del Gobierno para solucionar los problemas que aquejan la educación del Caquetá. / Foto La Nación

Campesinos y educadores del Caquetá marcharon por las calles de Florencia para exigir el derecho a la educación y el traslado de maestros. También rechazaron las políticas de la alcaldesa María Susana Portela.

Los marchantes esperan que haya concertación y buena voluntad del Gobierno para solucionar los problemas que aquejan la educación del Caquetá. / Foto La Nación
Los marchantes esperan que haya concertación y buena voluntad del Gobierno para solucionar los problemas que aquejan la educación del Caquetá. / Foto La Nación

La Nación

Con una bandera de Colombia como muestra del derecho a la libre manifestación y movilización democrática, pancartas y entonando arengas, los docentes del Caquetá marcharon en la mañana de ayer por las principales calles de Florencia, solicitando al Gobierno tener en cuenta un pliego de peticiones de seis puntos.

Los trabajadores del campo también hicieron lo propio en horas de la tarde, exigiendo sobre todo que se eviten los traslados de educadores.

Cobertura del 100% de los niños y comunidades indígenas, traslados de maestros, presencia de la ministra de Educación para que se comprometa en ampliar la planta docente, definir el encargado del apoyo nutricional para los educandos, quién va a manejar la administración de los dineros de gratuidad, ya que los rectores por contrato no podrían hacerlo, y la creación de una comisión de seguimiento, integran la lista de solicitudes.

De acuerdo con el presidente de la Asociación de Trabajadores de la Educación del Caquetá, José Orozco: “Se pudo constatar la múltiple participación del magisterio caqueteño contra las políticas implementadas por el gobierno de la alcaldesa María Susana Portela; de igual manera, contra las políticas del señor gobernador Víctor Isidro Ramírez Loaiza, que están afectando seriamente la educación pública del departamento del Caquetá y del municipio de Florencia”.

La institucionalidad

Sin embargo, las fuerzas vivas del departamento después de un consejo de seguridad de última hora, informaron en un documento que: “Rechazamos que una ONG (Coordosac, que pidió la suspensión de la firma de contratos hasta que se solucione el tema de cobertura) impida que los maestros lleguen a cumplir su tarea con los niños y niñas de las veredas de los diferentes municipios del Caquetá, manteniendo desinformados a los docentes y campesinos de la región”.

Agregaron que: “Los profesores a la fecha ya fueron seleccionados responsablemente por el Vicariato de San Vicente y la Diócesis de Florencia, y en cuanto a la cobertura, sólo falta por atender el 2% del total de estudiantes del Caquetá, incluida la población indígena, para lo que se han adelantado actividades técnicas y reuniones de concertación”.

Lo que viene

Los marchantes, aparte de hacerse sentir en las calles, buscaban respuestas concretas de una comisión de los gobiernos seccional o central en una reunión: “Necesitamos que continuemos en la negociación del pliego de solicitudes, pero que no haya tanto obstáculo a lo que está consagrado en la ley, porque en el pliego de solicitudes lo único que estamos pidiendo y exigiéndole al Gobierno es que se respete la Constitución”, refirió Orozco.

De no llegarse a algún tipo de acuerdo, hay un plazo que les da a los docentes el decreto 1092 una vez presentado el pliego de peticiones, para que en 20 días se llegue a un proceso de negociación. Pasado ese tiempo, el mismo decreto les entrega la potestad de 10 días más y si no existe ningún tipo de solución, convocarían a una asamblea general de delegados para emprender las acciones de paro departamental indefinido.