Un acuerdo que beneficia a todos

1
Logo de la estatal petrolera cubierto con la bandera de Colombia en manifestación de sus trabajadores, quienes quisieron simbolizar que la empresa es patrimonio de todos los colombianos. Foto USO.

Ecopetrol y su principal sindicato coinciden en afirmar que lo acordado beneficiará a la empresa, a sus trabajadores y al país. Las conversaciones estuvieron a punto de romperse, y aunque hay avances, los dirigentes sindicales dicen que falta mucho por mejorar

Juan Carlos Hurtado Fonseca
@Aurelianolatino 

Cuando faltaban 48 horas para agotar las etapas de arreglo directo en la negociación de una nueva convención colectiva entre la Unión Sindical Obrera del Petróleo, USO, con Ecopetrol, el sindicato intentó pararse de la mesa por la falta de acuerdos y posibilidades de acercamiento. Ante esto, se resolvió negociar, pero con una comisión de alto nivel de la estatal petrolera, lo que condujo a encontrar fórmulas y soluciones que permitieron firmar, el pasado 23 de septiembre.

En comunicado emitido inmediatamente después de la firma, el sindicato expresó: “El acuerdo es el resultado de 40 días de intenso trabajo entre las comisiones negociadoras de sindicato y empresa, el cual permitió que a través del diálogo se produjera un resultado que a todas luces es positivo para los trabajadores, la empresa, la organización sindical y el país”.

Temas gruesos

A su vez, la empresa también manifestó: “Este acuerdo establece las condiciones para la ejecución normal y exitosa del proyecto e impacta positivamente la calidad de vida de los trabajadores y sus familias, el desarrollo de la ciudad, la región y el país”.

Tres eran los objetivos trazados por la USO en la negociación. El primero era de carácter político; el segundo estaba relacionado con derechos de los trabajadores directos y tercerizados, y el tercero era un tema social.

En lo relacionado al primero se trataron temas como energías alternativas, campos de producción y el Instituto Colombiano del Petróleo. En este espacio se habilitaron escenarios para escuchar los planteamientos que el sindicato tiene frente a cada tema. “Ecopetrol ha tenido un buen recibo con lo de energías alternativas. La empresa ha estado dispuesta a escuchar al sindicato sobre lo que proponemos en cuanto a que los contratos de asociación que vencen en la vigencia de la convención, sean asumidos directamente por Ecopetrol. También veremos lo del Instituto, en lo que quedó claro que seguirá siendo el Instituto de innovación y tecnología, operado directamente por la empresa, ya que se ha pensado en entregarlo a universidades”, explicó a VOZ César Loza, presidente de la USO.

Acerca de la política petrolera se dividió en dos la temática, tres temas con Ecopetrol y tres con el Ministerio de Minas. Con el Ministerio se discutió sobre la no venta de Ecopetrol, no venta de Cenit y la modernización de la Refinería de Barrancabermeja. “La ministra María Fernanda Suárez manifestó que el Gobierno de Iván Duque había dicho no estar interesado en la venta de la empresa, pero con relación a Cenit nos quedó un mensaje preocupante porque manifestó que el Gobierno iba a ver la posibilidad de llevarla a bolsa, y eso nos preocupa porque es privatizarla. Y sobre la modernización de la Refinería dijo que el proyecto tendrá cambios porque ya se han hecho inversiones”, comentó el presidente de la USO.

Los representantes de los trabajadores le solicitaron a la Ministra continuar con el espacio y ayudarlos en la búsqueda de un encuentro directo entre la USO y el Presidente de la República, para abordar con él temas relacionados con política petrolera.

En el tercer tema, el de carácter social la empresa se comprometió a incorporar a partir del 15 de enero próximo, una propuesta para Barrancabermeja. Esta puede ser en infraestructura salud, como reconocimiento o retribución a las comunidades por los 100 años de explotación petrolera.

Salarios y tercerizados

Por otra parte, en la convención firmada se avanza en derechos para los trabajadores directos y directivos. En salud, educación, vivienda, becas, recreación, cultura y deportes, hubo ganancias.

En el ámbito salarial se pactaron los siguientes incrementos salariales: del primero de julio de 2018 al 31 de diciembre del mismo año, el índice de Precios al Consumidor, IPC (3,2), más 1,21, es decir, 4,41. Del primero de enero al 31 de diciembre de 2019, el IPC del 2018 más 1,7. Del primero de enero de 2020 al 31 de diciembre, el IPC del 2019 más 1,7. Por últi­mo, del primero de enero de 2022 al 31 de diciembre de ese año, el IPC del 2021 más 1,7.

Los trabajadores tercerizados también son beneficiados. Estos se clasifican en dos poblaciones, una de régimen legal y otras con salarios de régimen convencional. Ambas tendrán impactos positivos por lo acordado en el pliego.

En cuanto a los tercerizados de régimen legal se orientará por medio de un comunicado empresarial un incremento salarial del IPC a partir del primero de enero de 2019 y ajuste de alimentación con el IPC del sector y transporte con el incremento legal y así sucesivamente hasta el año 2022.

A tercerizados de régimen convencional se les aplicarán los mismos incrementos de los trabajadores directos, es decir del 4,41 para julio a diciembre de 2018 y así sucesivamente por los demás años de vigencia de la convención colectiva.

Falta…

Desde diferentes regiones del país y diversos sectores de la explotación petrolera, los trabajadores saludaron la nueva convención, aunque advirtieron que falta mucho por ganar para ellos, las comunidades y el patrimonio de los colombianos.

José Ibargüen de la USO Cartagena, dijo: “La recibimos con satisfacción porque a pesar de la coyuntura política y económica que vive el país, la campaña de estigmatización y desprestigio por las pretensiones de la USO en el pliego de peticiones, se avanza. El aumento salarial y algunas prestaciones que se impactan por este, es bueno. También, que se cubra a personas no cubiertas por la convención, como los administrativos de los contratos convencionales, es otro avance. Sin embargo, queda mucho trecho por recorrer, como lo que sucede en Cartagena con los trabajadores que desarrollan actividades consideradas no propias de la industria del petróleo, como aseo, cafetería, seguridad, quienes tenían la expectativa de ganar lo que devengaban en 2014. Eso hay que revisarlo”.

A su vez, William Delgado, de la USO Subdirectiva Única de Oleo­duc­tos, SUO, comentó: “No se dio el 100% de lo que pretendíamos, sin embargo, se logró un acuerdo bueno, aunque queda mucho por mejorar. Se beneficia una población de contratistas en su parte salarial, porque daba tristeza que profesionales ganaban menos que un obrero. Se logra recuperar la salud y la educación para los futuros pensionados. Nos quedan pendientes temas políticos, que trataremos con el Gobierno, relacionados con la estabilidad de Ecopetrol, la no venta de campos menores, la venta de Cenit, y la reestructuración de la Refinería de Barrancabermeja. Creemos que hay que aclarar que cuando el presidente Duque dice que no va a vender Ecopetrol, hay que aclarar qué es Ecopetrol, que no son sino los campos de producción y la Refinería de Barranca, porque el resto es un grupo empresarial donde está la Refinería de Cartagena, Cenit y otras filiales, él no ha dicho que no venderá las empresas del grupo”.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*