#21F, nueva jornada nacional de protesta

27
368
Movilización de organizaciones sociales el pasado 21 de enero en Bogotá. Foto J.C.H.

Hay avances en un 90 en la reunificación de las agendas que surgieron luego de los dos encuentros nacionales del 30 y 31 de enero. Primera tarea: “Movilización nacional por el derecho la vida”, el 21 de febrero

Juan Carlos Hurtado Fonseca
@Aurelianolatino

En reciente reunión realizada entre delegados del Comité Nacional de Paro y representantes del Gobierno nacional, nuevamente el Ejecutivo se negó a negociar sobre el petitorio de 104 puntos que el movimiento social ha puesto sobre la mesa.

Luego del encuentro, realizado el pasado 12 de febrero, el Comité de Paro emitió un comunicado en el que dijo: “…insistimos que son necesarias unas garantías mínimas que permitan dar inicio a una negociación, que se frenen los ataques contra las personas que ejercen el liderazgo social, que se detengan los abusos de la fuerza pública y se pare la adopción de las medidas del paquetazo neoliberal que se han cuestionado en el pliego. Sobre estas exigencias el Gobierno nacional no se manifestó”.

Por otra parte, Carlos Arturo García integrante del Comité de Paro en representación de la Coordinadora de Organizaciones Sociales, COS, dijo sobre lo sucedido en la reunión: “El Gobierno llegó a insistir que era una mesa de diálogo, presentó una propuesta de nueve puntos sobre los cuales, según ellos, se recogían los 104 puntos presentados por el movimiento social, y nosotros dijimos que no, que no discutíamos hasta que no quedara claro el carácter de la mesa. Ellos insistieron en que era mesa de conversaciones, a lo que dijimos que no, que hasta que no se definiera que era mesa de negociaciones no avanzábamos. Así terminó la reunión, no hubo acuerdo”.

Posiciones distantes

Desde el inicio de las movilizaciones en noviembre del año pasado, los representantes de las organizaciones sociales propusieron una agenda de negociación que incluye puntos de carácter económico relacionados con reforma tributaria, laboral y pensional; aunque también, la exigencia de detener el genocidio de líderes y lideresas sociales y exguerrilleros que firmaron el Acuerdo de La Habana. Asimismo, asuntos relacionados con el incumplimiento de acuerdos firmados con el movimiento universitario y los profesores de Fecode.

Por su parte, el Gobierno ha hecho caso omiso a las peticiones y, por lo contrario, ha aprobado en el Congreso de la República medidas económicas lesivas al conjunto de la sociedad, y propone una reforma laboral y pensional en contravía de los jóvenes y los trabajadores.

En ese sentido, los emisarios de Duque han dicho que no habrá negociaciones que con este Gobierno, sino conversaciones y acuerdos sociales.

Por otra parte, los representantes de los dos encuentros nacionales realizados en Bogotá los pasados 30 y 31 de enero, han adelantado conversaciones en las que disminuyó la distancia en sus posiciones sobre agenda de movilización y otros desacuerdos. Y aunque quedan algunos asuntos por definir, manifestaron que la agenda de movilización está reunificada en 90%.

A su vez, luego del fracaso de la reunión con el Gobierno nacional, el Comité de Paro expresó en comunicación: “Igualmente reafirmamos que es necesario establecer una mesa de negociación y acuerdos sociales, y que definido su carácter, se proceda a estructurar la agenda, metodología y el cronograma que permita el avance en la búsqueda de las soluciones del pliego.

“El gobierno insiste en presentar un análisis del pliego según el cual solo serían parte de la negociación los temas de competencia del ejecutivo, que no tengan un espacio específico señalado por la ley para ser abordado y que no implique reforma o creación de leyes”.

Sigue la agenda

Acerca de las acciones masivas a realizar, hasta el momento las organizaciones han instaurado los 21 de cada mes como día de grandes movilizaciones. En consecuencia, el próximo viernes 21 de febrero será por el derecho a la vida, fecha en la que miles de profesores de Fecode se movilizan por el mismo motivo y contra otras violaciones a los derechos humanos. La jornada es preparatoria del paro nacional del 25 de marzo y las posteriores jornadas de protesta.

Acerca de la estigmatización a las organizaciones sociales que participan en el paro, el Comité expresó que ante el incremento de los homicidios, atentados y amenazas en contra de los líderes sociales, defensores de derechos humanos, ex combatientes en proceso de reincorporación y la falta de garantías para la defensa de los derechos humanos en el país: “Rechazamos cualquier intento de involucrar nuestro movimiento, las acciones de paros y movilizaciones en ejercicio del legítimo derecho a la protesta social, con acciones armadas que no corresponden a lo que hemos impulsado en el marco del paro nacional.

“El pretender vincular las acciones del movimiento social, sindical, étnico y popular a las de grupos armados, busca legitimar al Gobierno y los sectores más retardatarios, para reprimir, estigmatizar y desprestigiar la protesta social, para impedir que millones de colombianos expresen su indignación frente a las graves políticas implementadas en contra del país y de los colombianos”.

Por ahora, el llamado es a fortalecer las organizaciones y salir a las calles a continuar las movilizaciones hasta que el Gobierno dé soluciones a las peticiones económicas, y se detenga la violencia contra las organizaciones sociales y sus líderes.

27 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*